Cámara Nacional del Maíz Industrializado

29 agosto, 2016

Los inversionistas prefieren ver para creer al estimar las cosechas de Estados Unidos

Filed under: Noticias — cnmaiz @ 11:04 am

MONROEVILLE, Indiana.- Natakorn Sereeyotin sacó un grano de soya de su vaina y movió el orbe aceitado entre sus dedos.

«Son grandes y muy saludables» dijo el corredor tailandés de commodities mientras lanzaba el grano de vuelta al campo, ubicado a 13.840 kilómetros de su escritorio en Bangkok. «He aprendido muchas cosas».

Aunque la tecnología se ha incrustado en los campos estadounidenses, con drones que monitorean el daño a los cultivos y satélites que guían a los tractores para que planten semillas en filas perfectas, muchos corredores y banqueros dicen que nada sustituye las visitas en persona a los cultivos para determinar el tamaño y la calidad de las cosechas de maíz y soya. El año pasado, su valor en EE.UU. fue de US$49.000 millones y US$35.000 millones, respectivamente.

El interés en la gira por los cultivos, operado por la consultora agrícola Pro Farmer, fue alto, ya que el Departamento de Agricultura de EE.UU. (USDA, por sus siglas en inglés) predijo este mes una cosecha récord de maíz y soya que podría extender la caída de varios años que ya llevan precios agrícolas.

A mediados de la semana pasada, las estimaciones del tour de cultivos situaban las producciones de Ohio, Indiana e Illinois, tres de los siete estados que forman el llamado «cinturón del maíz«, por debajo de los cálculos del USDA. Eso animó a los críticos de la sorprendente predicción del gobierno estadounidense.

«Se tiene una mejor idea de lo que sucede que leyendo reportes», dijo Steve Mathews, un veterano investigador de commodities del fondo de cobertura Tudor Investment Corp., para quien este era el segundo tour de cultivos de este año.

Los agricultores se preparan para un tercer año consecutivo de ingresos en declive por sus cosechas y su ganado. El USDA proyecta un mínimo de 14 años a US$54.800 millones en 2016. Un clima favorable y la expansión de la producción global en los últimos años contribuyeron a una acumulación de inventarios en todo el mundo. La fortaleza del dólar y una mayor competencia de exportaciones de lugares como el Mar Negro y América del Sur han ayudado a reducir los precios.

Algunos analistas creen que las giras de Pro Farmer tienen un sesgo favorable hacia los cultivadores, al publicar cálculos conservadores de la cosecha que pueden mover los precios al alza. Pero la consultora dijo esta semana que sus cálculos finales han quedado por encima de los del USDA en la mayoría de los últimos 15 años.

Para desarrollar la predicción, 60 agricultores y corredores hacen un recorrido de 1.207 kilómetros desde Ohio a Minnesota. Un segundo grupo de 60 cruza desde Dakota del Sur hacia Nebraska e Iowa antes de encontrarse con el primer grupo en Rochester, Minnesota.

Los participantes pagan unos pocos cientos de dólares para unirse a la caravana. Sus hallazgos alimentan un cálculo de cosecha nacional que ProFarmer publicó el viernes. Según sus sondeos, EE.UU. producirá 14.728 millones de bushels de maíz y 4.093 millones de bushels de soya en esta cosecha.

Durante el tour, los participantes sacaron maíz y granos de soya de prueba de cerca de 1.400 campos en las planicies estadounidenses, llenas de granjas pintadas de rojo, nuevas turbinas de viento y al menos dos resorts nudistas. Trabajando a través de hileras de maíz bañadas en rocío y con el sol a su espalda, compilaron los cálculos de producción a lo largo de estados que generan 70% de la producción de maíz y soya del país.

La mayor tecnología que usaron fueron rollos de cuerda de nylon de nueve metros, para medir secciones de los tallos del maíz. Esta es una rutina diferente para participantes de un sector que se inclina activamente hacia la tecnología.

El gigante de semillas Monsanto Co. ha gastado más de US$1.000 millones en la adquisición de una división de servicios de datos que ofrece asesoría en clima y cultivos a los granjeros estadounidenses.

El corredor de granos Archer Daniels Midland Co. comenzó a usar este año drones para medir el daño a los cultivos que reportan los agricultores a los que asegura. Y Planet Labs Inc. ha lanzado una constelación de satélites del tamaño de una caja de zapatos que envían imágenes a diario de los campos a startups de procesamiento de datos y a fondos de cobertura que toman sus decisiones de inversión según el tamaño y vigor de la cosecha estadounidense.

«Usted no necesita ir a los campos a medir los cultivos», dice Mark Johnson, cofundador y presidente ejecutivo de Descartes Labs Inc., uno de los clientes de Planet Labs. «Llegará el momento en que la computadora siempre será exacta y será más barato, rápido y sencillo».

Algunos participantes ven la gira de los cultivos como algo anacrónico. «Es como si tuviera que enviarle una carta a Chicago y llamara un caballo para que la lleve», dijo Chad Henderson, presidente de la firma de corretaje de commodities Primer-Ag Consultants Inc. Henderson no tomó el tour.

Su opinión no es compartida por los participantes de la gira de este año, provenientes de 14 países en cuatro continentes.

«Ir a los cultivos es ver algo que nunca se puede apreciar exactamente en un modelo», dijo Gautier Maupu de la consultora Agritel, con sede en París, que organiza tours similares para los clientes de los campos de trigo europeos.

Este era el primer tour de Maupu en EE.UU., al igual que para Sereeyotin, el comprador de commodities de 26 años de Charoen Pokphand Group, el gigante agrícola controlado por el hombre más rico de Tailandia.

Sereeyotin usó su celular para tomar fotos del maíz y los granos de soya, las cuales envió a su jefe. Llenó una hoja de cálculo en su laptop, donde incluyó notas como «bichos + puntos», que le recordarían que debía ser escéptico respecto a los precios de los granos del norte de Indiana.

«Es exactamente el tipo de fuentes alternas que estamos buscando», dijo. «Tenemos que revisar».

-Jacob Bunge contribuyó a este artículo.

Cifras récord

Las expectativas por una nueva cosecha extraordinaria de maíz pesan en los precios futuros y en los ingresos de los agricultores.

Producción de maíz de EE.UU.

16* 15.150 millones

Futuros de maíz, mes próximo

16 Viernes US$3,162 por bushel

*Proyecciones

Fuentes: USDA (producción); CQG (futuros)

THE WALL STREET JOURNAL.

Patrick Mcgroarty y Jesse Newman. Jacob Bunge contribuyó a este artículo, Reforma

 

 

Anuncio publicitario

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: